lunes, 12 de febrero de 2007

fotos (otra vez)




Hay veces en las que a uno lo rebasan las emociones. Ocurren tantas cosas al mismo tiempo que uno tiene que rendirse y permitirles ejercer su efecto sobre uno. Podrìa escribir una novela sòlo con las experiencias y reflexiones de los ùltimos tres dìas aquì en la Patagonia. Pero no lo harè. Creo que algunas de las apreciaciones màs profundas ocurren a partir de que permitimos que el silencio innunde y llene todo de paz. Algùn proverbio chino que escuchè alguna vez rezaba: "Si vas a decir algo, asegùrate que sea lo suficientemente bueno como para que valga la pena romper el silencio". Es lo ùnico que les puedo decir. Eso, y que observen, en silencio, lo que sigue.










(agradezco al compañero de mochila, Gumercindo, quien tomò las fotos en las que salgo yo. Visiten su blog para una visiòn parelela en http://amerikaustral.blogspot.com)

2 comentarios:

ezquizo dijo...

Wow!!!

Mira qué chicos tan guapos y bien parecidos, parecen buen partido.

ja ja ja

Saludos a los dos exploradores desde mx...

The Godfather dijo...

El cielo en la tierra. ¡Que fotografías!